Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Miércoles, 9 de Diciembre 2015


Ahorra ahora para la declaración del año que viene



Ahorrar más, o simplemente ahorrar, suele ser uno de los propósitos de Año Nuevo más habituales y, también, más difíciles de conseguir. Pues bien, podemos aprovechar la recta final de 2015 para ahorrar en la declaración de la renta del año que viene y empezar así con buen pie. ¡Feliz próspero 2016!

Estas últimas semanas del año son tan importantes, o más, para los contribuyentes, que los meses en que toca presentar la declaración de la renta. Porque es ahora, antes de que finalice el año, cuando las decisiones que tomemos tendrán reflejo en la liquidación del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) que presentaremos en 2016. Así lo advierte la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), que señala que el margen de maniobra para influir en la declaración del año que viene termina el 31 de diciembre de 2015. Pero ¿qué hay que hacer?

Aportaciones a planes de pensiones, deducciones por compra de vivienda para las adquiridas antes de 2013, traspaso o compra de inmuebles, rescates de fondos de inversión, venta de acciones, contribuciones a ONG o inversiones en empresas de emprendedores ofrecen una última oportunidad a los contribuyentes para conseguir pagar menos en la declaración de la renta del próximo año.

En relación a la vivienda, la OCU recomienda a los propietarios que esperen hasta los 65 años si quieren transmitir su casa; la ganancia obtenida con la venta o la donación de la vivienda habitual está libre de impuestos a partir de esa edad. Se considera vivienda habitual aquella en la que se ha vivido durante al menos tres años previos. La organización recuerda también a los que compraron su casa antes del 1 de enero de 2013 que tienen derecho a una deducción del 15 % en el IRPF por adquisición de vivienda habitual, sobre un máximo de 9.040 euros anuales de su préstamo hipotecario, un total de 1.356 euros. 

De esta forma, si se pagan menos de 9.040 euros de préstamo al año y se está en condiciones de amortizar, lo aconsejable sería ingresar la cantidad de dinero que falta, hasta llegar a ese límite, para aprovechar la deducción de forma íntegra. Al respecto, la OCU informa, además, de la importancia de comprobar las comisiones que las entidades bancarias pueden cobrar por estos pagos adelantados.

En cuanto al trabajo, la organización explica que es importante comunicar a la empresa aquellos cambios que puedan afectar al pago de las prestaciones de la seguridad social, como el nacimiento de un hijo o el pago de una pensión alimenticia, ya que la cantidad que se retiene en la nómina, a cuenta del IRPF, depende de las circunstancias familiares. “Se trata de un adelanto del impuesto sobre la renta; si se cobra de más, hacienda devuelve el dinero”, declaran desde la OCU.

Por Esther Eugenio


Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





rollover css e imágenes

Escuchar último programa




Subscripción al newsletter