Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Jueves, 5 de Noviembre 2015


STOP a la pérdida de colágeno en tu piel



El colágeno es una proteína importante para nuestro organismo puesto que forma parte de los huesos, los cartílagos, los ligamentos y la piel, siendo su función principal la de aportar flexibilidad y resistencia a los tejidos. Con el paso del tiempo, este elemento va disminuyendo. No en vano, el cuerpo comienza a producir menos colágeno al llegar a los 
40 años. ¿Cómo hacer frente a este hecho? ¿Cómo nos ayuda la cosmética a frenar la pérdida de colágeno en la piel? Te ofrecemos todas las respuestas. 

A medida que vamos envejeciendo notamos cómo la piel va cambiando: se puede volver más seca, pueden aparecer las primeras arrugas o intensificarse las ya existentes, pierde parte de su luminosidad natural, o pueden aparecer manchas que antes no existían. Una de las improntas que el paso de los años deja en nuestra piel es la pérdida de colágeno, una de las proteínas principales que precisamente componen su estructura, por lo que es normal que “a partir de los 35 años puedan aparecer algunos síntomas, como leves descolgamientos, falta de firmeza, papada, el surgo nasogeniano más pronunciado y pequeñas arrugas que antes eran de expresión y ahora se quedan grabadas en la piel”, según explica la CEO de Sepai, Paola Gugliotta. 

El colágeno es una de las proteínas principales que componen la estructura de la piel. Existen diferentes tipos, cada uno de los cuales tiene una función y una localización específicas dentro de las capas de la piel. La experta explica que entre sus funciones principales están:

✔ Sostener.
✔ La firmeza del tejido.
✔ La compacticidad.
✔ Y la uniformidad.

Al margen del paso de los años, existen otros condicionantes que propician la pérdida de colágeno de la piel, como la predisposición genética que tengamos cada uno y algunos condicionantes externos, dependiendo del estilo de vida de cada persona. Gugliotta recuerda que los condicionantes más decisivos son “la exposición solar, el hábito de fumar y la alimentación, que pueden adelantar o retrasar la aparición de los signos de falta de colágeno en la piel”. 

Qué se puede hacer
En el mercado existen numerosos tratamientos que ayudan a frenar esa pérdida de colágeno y que, incluso, “promueven e inducen la formación de colágeno en la piel”. Pero lo más importante, tal y como asevera la CEO de Sepai, es prevenir desde edades muy tempranas “protegiendo la piel de los factores externos, seguir una alimentación equilibra y llevar, en definitiva, un estilo de vida saludable”. 

Por Juani Loro


Nota









rollover css e imágenes

Escuchar último programa