Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Miércoles, 4 de Abril 2018


Pilar Cernuda presenta libro



Tras más de 40 años dedicada a la información política y 23 libros, la periodista gallega Pilar Cernuda (Santiago de Compostela, 1948) presenta "Volveré a buscarte", su primera novela, un homenaje a su tierra y a la situación de las mujeres gallegas cuando los hombres tuvieron que emigrar rumbo a Argentina en los años 50. Y cómo no, además de hablar de su debut literario, hemos aprovechado para comentar la actualidad con una mujer que comenzó su carrera allá por el año 1972 y que, sin duda, ha vivido y retransmitido mucho.

En primer lugar, ¿cómo estás?
Estoy contenta, porque es mi primera novela y era un reto. He tardado bastante en hacerla, primero por toda la documentación que requiere y luego porque la he hecho para mí, ni siquiera tenía contrato cuando empecé a escribirla. Quería hacer la novela y después buscar editorial. La verdad es que estoy ilusionadísima.

¿Por qué has tardado tantos años en escribir una novela?
Porque pensaba que no era capaz, pero en un momento determinado, hace cinco o seis años, me dije: “Tengo que intentarlo”. El último empujón fue cuando en una conferencia me presentaron como escritora y objeté: “No soy escritora, soy periodista”. Y entonces pensé: “Algún día escribiré algo para poder decir que soy escritora”. 

¿El tema lo tuviste claro desde el primer momento?
Sí, si escribía algo sería sobre Galicia. Soy gallega y, como casi todos los gallegos, me he criado en una aldea, en el valle del Salnés. Conozco muy bien el mundo de la emigración y, sobre todo, el mundo de las mujeres que se quedaban en la aldea sin saber nada de sus maridos, padres o hermanos. Me he criado oyendo historias tremendas y me apetecía escribir sobre eso, no solamente sobre los que se fueron, que hay una barbaridad de literatura, sino sobre las mujeres que se quedaron, de quienes se ha escrito mucho menos.

Y entre estas historias, la de tu bisabuelo…
Sí, pero no forma parte de la trama de la novela. Es un capítulo en el que uno de los personajes cuenta lo que le pasó a Antonio Lago, como ejemplo de alguien que puede triunfar.

¿Por qué pensabas que no eras capaz de construir una historia?
He escrito 23 libros, pero de actualidad política. No tiene nada que ver. Estaba acostumbrada a escribir sobre cosas que han sucedido o a analizarlas, pero nunca sobre algo que está en mi imaginación. Hasta que no empiezas a escribir no sabes muy bien qué vas a hacer con determinados personajes.

Y ahora que por fin has hecho las dos cosas, ¿qué es más difícil: retratar la realidad o el desafío de escribir ficción?
Es muchísimo más fácil retratar la realidad, sin ninguna duda. Imaginar una historia es mucho más difícil que contar lo que ves. Además, soy muy obsesiva del lenguaje y quería que estuviera bien escrito. Me pasa con todos los libros, pero cuando es ficción más todavía.

Para escribir esta novela, ¿tenías algún referente literario? ¿Qué sueles leer?
Leo muchísimo, pero sobre todo novela y ensayo. Últimamente, estoy leyendo mucha novela policiaca y me parece fascinante: Donna Leon, Andrea Camilleri, Petros Márkaris… Lo leo todo. Aunque va mucho con el estado de ánimo. Y lo que nunca dejo de leer son biografías. Hay personajes en la historia que son verdaderamente de alucinar en colores, mejor que cualquier libro de ficción. Ahora estoy con una biografía apasionante de Isabel la Católica escrita por un inglés, pero es que hace nada he terminado una de Catalina de Rusia y otra de la emperatriz Cixí, la concubina que creó la China moderna. Tres mujeres absolutamente distintas. Dentro de mis biografías favoritas están, por ejemplo, la de Melína Merkoúri, Audrey Hepburn, Katharine Hepburn, Orson Welles…

¿Te aventurarías a escribir una?
No. Me encantaría, pero son años de trabajo y de momento tengo el periodismo ahí. Trabajo 14 o 15 horas diarias. Por cierto, con Isabel la Católica aparece ya el problema de Cataluña, con las rebeliones de los campesinos catalanes. 

La actualidad está más viva que nunca. Recientemente, las mujeres y las personas mayores se han echado a la calle por dos motivos: igualdad y pensiones. ¿En qué momento estamos?
En demagogia. De ficción sé poco, porque es la primera novela que escribo, pero de política sé mucho y de economía bastante, porque está muy relacionada, y me enferma la demagogia que se está haciendo con las pensiones. Me parece vergonzoso e irresponsable utilizar a los pensionistas, que son la clase más desfavorecida, prometiendo lo que no se puede prometer. Hay que tener mucho cuidado con las cosas que se ofrecen a la gente. Cuando veo una de las propuestas que se hacen me invade la furia, porque lo que no puedes es quebrar el sistema de pensiones. Es mejor tener una pensión sabiendo que va a crecer muy poquito a poco, a que se quiebre el sistema y te quedes sin ella. Y eso es lo que están prometiendo en este momento algunos dirigentes políticos.

Por Esther Eugenio


Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





rollover css e imágenes

Escuchar último programa




Subscripción al newsletter