Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Viernes, 2 de Febrero 2018


Pescado azul en tu dieta



¿Cómo sacarle el mayor partido al pescado azul para nuestra salud? ¿Cuáles son los nutrientes que lo convierten en alimento clave en nuestra dieta? Con la ayuda de la doctora Ocón, damos respuestas a estas preguntas y conocemos cómo nos ayuda su ingesta a mejorar nuestro estado general. Rico en yodo, ácidos grasos omega 3, calcio y vitaminas y fósforo, el pescado azul no puede faltar en tu mesa.

Mantener una dieta equilibrada y variada es la clave para mantener un nivel de salud adecuado, ya que a través de la alimentación nuestro organismo recibe los nutrientes que necesita para desarrollar su actividad diaria. Y son cada vez más los expertos que consideran que la dieta mediterránea reúne esas características de variedad y riqueza, porque está basada en los vegetales, las frutas, los hidratos de carbono, el aceite de oliva, los lácteos y sus derivados, y la carne y el pescado. 

Dentro de este último grupo, cabe resaltar las ventajas que, para nuestra salud, tiene el pescado azul. Un alimento que hemos de ingerir dos o tres veces por semana, según asegura la doctora Julia Ocón, miembro del Área de Nutrición de la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), sobre omega 3 y pescado azul. Esta experta señala, además, que la ingesta de esas raciones semanales deben basarse en “elaboraciones sencillas como al vapor, la plancha, el horno o a la brasa”. 

Grasa beneficiosa para la salud
Entre los muchos nutrientes y beneficios que aporta el pescado azul, uno de los principales es, sin duda, su grasa, que “a diferencia de las grasas saludables presentes en la carne, es rica en ácidos grasos poliinsaturados de la familia omega 3”, indica esta experta. Y está demostrado que el consumo elevado de estos ácidos grasos tiene un efecto beneficioso, sobre todo, en la prevención y el tratamiento de las enfermedades cardiovasculares. 

Más allá de estas patologías, los ácidos grasos poliinsaturados omega 3 tienen un papel decisivo en el crecimiento y desarrollo del sistema nervioso central y de la visión. 

Además de esta grasa, el pescado azul es la principal fuente de yodo en nuestra dieta. Y por si estos beneficios no fueran suficientes, Ocón apunta que este alimento “también proporciona un elevado contenido en proteínas que poseen todos los aminoácidos esenciales y que además se digieren mejor que la carne”.

Otros nutrientes que aporta el pescado azul son el calcio, fósforo, vitaminas del grupo A, B y D. Y no podemos olvidar, “que contiene poco sodio, por lo que resulta ideal para las personas que presentan hipertensión”, añade. También es importante señalar que el pescado azul es un excelente aliado para nuestro cerebro, “por su contenido en ácidos grasos omega 3, fósforo, calcio y vitaminas del grupo B”.

Gran fuente de yodo y calcio
Como comenta la doctora, el pescado azul es una importante fuente tanto de yodo como de calcio, que influyen directamente en el funcionamiento de nuestro organismo. El yodo es un mineral decisivo para el correcto funcionamiento de la glándula tiroidea. Y recordemos que “las hormonas tiroideas juegan un papel crucial en el crecimiento y desarrollo del organismo, en la regulación del metabolismo energético y en la producción de calor”. Así, explica Ocón, la falta de yodo en la época fetal puede ocasionar cretinismo o retraso mental, y en la edad escolar y adulta puede dar lugar al desarrollo de bocio, aumento de peso y otras alteraciones mentales o neurológicas.

Por Juani Loro
 


Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.

Artículos relacionados

Comer sano en verano - 15/06/2018

Navidad en tu mesa - 04/12/2017

1 2 3 4 5 » ... 13





rollover css e imágenes

Escuchar último programa