Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Martes, 10 de Mayo 2016


Pagar con el móvil: fácil, sencillo y para toda la familia



Recientemente, un conocido banco se sumaba a la moda de permitir el pago desde el móvil en comercios físicos. Para poder utilizar este servicio, los usuarios tienen que descargarse previamente una aplicación en el teléfono que, por supuesto, tiene que ser inteligente y estar equipado con la tecnología NFC. Asimismo, para llevar a cabo el pago, las tiendas deben disponer de un dispositivo de cobro contactless, que ya se encuentra disponible en la mayoría de establecimientos en España, grandes y pequeños. ¿Se acabaron las tarjetas?

Según datos del Observatorio eCommerce, “cada día utilizamos el móvil para más cosas. Este aparato que surgió con la única utilidad de realizar llamadas sin tener que estar pegados al teléfono fijo se ha convertido hoy en todo un conjunto de aplicaciones que nos permiten realizar videollamadas, leer la prensa, navegar por Internet, conocer gente, utilizar mapas, escuchar música y un sinfín de utilidades más. Pero si hay un sector que se ha visto influido por la irrupción de la telefonía inteligente, ése es, sin duda, el comercio”. La penetración de los smartphones en España es abrumadora y las visitas a páginas webs a través del móvil representan ya el 30 % del total.

Los usuarios hace tiempo que utilizan el móvil para buscar, comparar y luego comprar. Las aplicaciones de empresas o marcas encargadas de vender y las webs responsive, que permiten la visualización del sitio en el móvil, han facilitado que el volumen de ventas online a través del móvil no deje de aumentar. Pero los usuarios también quieren utilizar el móvil como método de pago físico, no sólo online. Por ello, Android, Apple, Google o Samsung y varias operadoras de telefonía móvil han desarrollado sus propias aplicaciones (gratuitas) para que sus usuarios puedan utilizar el pago móvil. Sólo tienen que confiar sus datos bancarios (número de cuenta y/o número de la tarjeta de crédito o débito que elijan, sin importar la entidad) a su smartphone. 

Tal parece la revolución, que las últimas en sumarse a la moda de pagar con el teléfono han sido las entidades bancarias, que han creado también sus propias apps. Desde ahora, pagar en el taxi, en el cine, en el aparcamiento o la comida a domicilio será mucho más fácil. Gracias a la conexión NFC del móvil, podrás pagar tus compras cómodamente desde el teléfono de forma sencilla, rápida y 100 % segura en cualquier establecimiento que acepte el pago contactless. Basta con acercar tu smartphone al datáfono. El cliente puede seleccionar la tarjeta con la que quiere pagar en cada compra, pero para mayor comodidad también puede elegir una favorita que se utilizará por defecto cada vez que realice un pago.

Ventajas y peligros 
Las grandes ventajas que destacan los expertos para utilizar el pago móvil son, en primer lugar, que el servicio se suele ofrecer sin ningún tipo de costes o intereses. Seguidamente, la sencillez. La tecnología NFC o de campo cercano permite a los dispositivos conectarse y realizar un intercambio de datos instantáneo como lo haría con una tarjeta. Además, a medida que el sistema de pago por móvil se vaya haciendo más común, la tecnología mejorará y los métodos de autentificación también. Por ejemplo, la huella dactilar es más segura que el número PIN. Y, por último, la facilidad de uso, ya que aprender a utilizar este método de pago no supone ningún problema para ningún usuario, independientemente de la edad.

Por su parte, la principal duda o uno de los factores que frena a los consumidores para la generalización del m-commerce (comercio móvil) en España es la seguridad o la percepción de inseguridad. ¿Qué pasa si me roban el teléfono? Antes de nada, hay que decir que la mayoría de aplicaciones de pago incorporan claves o contraseñas para poder acceder a la app o para poder autorizar una compra o un movimiento. En este sentido, el funcionamiento y la seguridad será la misma que cuando usamos una tarjeta contactless. Para pagos inferiores a 20 euros, no hará falta ninguna validación de la identidad del cliente, pero por encima de esa cantidad, deberemos introducir el código PIN.

No obstante, los expertos aseguran que, ante una situación como ésta, sucede lo mismo que con las tarjetas. “Lo primero que se debe hacer es anular las tarjetas y, por lo tanto, en el caso del móvil, además de bloquearlo, habría que anular las aplicaciones de pago para prevenir riesgos. Así que la seguridad no debería de ser un inconveniente para utilizar el móvil como método de pago”, apuntan desde el Observatorio eCommerce.


Por Esther Eugenio


Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





rollover css e imágenes

Escuchar último programa