Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Martes, 17 de Julio 2012


Los pacientes con enfermedades reumáticas suelen mejorar su estado de salud en verano


El verano es una época beneficiosa para los pacientes con enfermedades reumáticas, al ser una estación meteorológicamente estable y sin variaciones bruscas de la presión atmosférica.


Los pacientes con enfermedades reumáticas suelen mejorar su estado de salud en verano
Los pacientes con enfermedades reumáticas suelen mejorar su estado de salud en verano
“Además, las personas que sufren osteoporosis por déficit de vitamina D son las que se ven más beneficiadas gracias a los rayos ultravioleta del sol”, según explica el doctor Jesús Tornero, jefe de Sección de Reumatología del Hospital Universitario de Guadalajara.

A su juicio, al tener más días soleados, con más radiación ultravioleta dispersa y al ir con más zonas de la piel expuestas al sol tenemos más capacidad de sintetizar la vitamina D, que es fundamental para los huesos y los músculos.

Asimismo, el calor favorece la dilatación de los vasos sanguíneos por la relajación del músculo de la pared vascular. “Es por ello, que en personas que presentan dolor de espalda y fenómeno de Raynaud, es decir, una condición que con el frío provoca palidez y dolor en los dedos, mejoran significativamente en verano”, indica el doctor Tornero.

Las personas que sufren contracturas musculares en la espalda también suelen mejorar con el calor del verano. Así sucede en las artrosis de la columna vertebral y los síndromes miofasciales cervicales, dorsales y lumbares.

El ejercicio es clave en verano
El exceso de sedentarismo no es bueno. La actividad física y la contracción muscular favorecen la tonificación muscular, la estabilidad de las articulaciones y son los mejores estimulantes que existen para la formación del hueso en el esqueleto.

En opinión del doctor Tornero, “hay que hacer ejercicio físico adaptado a la capacidad de cada persona, a su edad, situación cardiovascular y entrenamiento previo y patología afectada”.

En el caso de los pacientes con enfermedades reumáticas, “hacer ejercicio siempre es bueno para mantener el tono muscular, estabilizar las articulaciones y dotar al organismo de agilidad, buena función y habilidad”. El paseo, la natación y la gimnasia articular son siempre recomendables, pero especialmente en estas fechas.

Igualmente, señala que “la lucha contra muchas enfermedades reumáticas empieza con el mantenimiento de un peso ideal que puede lograrse con una adecuada alimentación”. Es decir, dieta mediterránea.

Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.






rollover css e imágenes

Escuchar último programa