Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Lunes, 9 de Mayo 2011


La declaración de la renta, un trámite necesario


Un año más, toca prepararse para hacer la declaración de la renta: pedir los borradores, comprobar que los datos sean correctos, asesorarnos para conocer las deducciones a que tenemos derecho... Todos estos pasos pueden inspirar cierto recelo o inquietud en un primer momento, pero no dejan de ser un simple trámite tan habitual como necesario.


La declaración de la renta, un trámite necesario
En primer lugar, es importante saber que, aunque son muchas las personas susceptibles de hacer la declaración –todo ciudadano que perciba alguna renta–, no todo el mundo está obligado a ello, por lo que deberán valorar la conveniencia o no de "rendir cuentas" al Estado, según la declaración salga a devolver o a ingresar.

Para ello, es fundamental saber quién está obligado a declarar. La legislación dicta que quienes ganen menos de 22.000 euros anuales por los rendimientos del trabajo procedentes de un único pagador no están obligados a realizar la declaración. Esta cifra se reduce a 20.000 euros en el caso del País Vasco.

Por otro lado, si existe más de un pagador, el criterio aplicable es que si la suma del dinero recibido por los segundos pagadores supera los 1.500 euros anuales, se está obligado a declarar si se gana en total más de 11.200 euros anuales.

Esta última cantidad es, además, la que marca el tope para no estar obligado a hacer la declaración cuando los rendimientos procedan sólo de pensiones de la Seguridad Social y de forma voluntaria no haya solicitado que su retención se fije por la Agencia Tributaria.

Cuando se reciban pensiones compensatorias del cónyuge o anualidades por alimentos no exentas, no se está obligado a declarar si la suma de las rentas del trabajo es menor de 22.000 euros anuales.

Hay que recordar que son rentas del trabajo:

- Las pensiones y haberes pasivos de la Seguridad Social y clases pasivas.
- Mutualidades de funcionarios (Muface, Mugeju, Isfas).
- Colegios de huérfanos.
- Las prestaciones percibidas por los beneficiarios de los planes de pensiones y la disposición de los derechos consolidados de esos planes por enfermedad grave o desempleo de larga duración.
- Los beneficiarios de contratos de seguro con mutualidades de previsión social para cubrir la jubilación, invalidez, fallecimiento, dependencia severa o gran dependencia y el desempleo para los socios trabajadores (salvo las prestaciones por jubilación o invalidez, en la parte que exceda de las aportaciones que no hayan reducido en la base imponible por incumplir alguno de los requisitos subjetivos).
- Las prestaciones percibidas por los beneficiarios de los seguros de dependencia.
- Los beneficiarios de los planes de previsión asegurados.

No se incluyen:
- Las prestaciones percibidas por incapacidad permanente absoluta o gran invalidez.
- Las pensiones por inutilidad o incapacidad permanente del régimen de clases pasivas, siempre que la lesión o enfermedad inhabilite por completo para toda profesión u oficio, así como las prestaciones familiares.
- Las prestaciones por incapacidad permanente o gran invalidez, percibidas por profesionales no integrados en el régimen especial de la Seguridad Social de los trabajadores por cuenta propia o autónomos, por contratos de seguro suscritos con mutualidades de previsión social que actúen como alternativas a dicho régimen de la Seguridad Social.

Sin entrar en aspectos demasiado técnicos, también cabe mencionar que para que no exista obligación de declarar se necesitan otras condiciones como, por ejemplo, que los rendimientos del capital mobiliario y ganancias patrimoniales que estén sometidos a retenciones o ingresos a cuenta no superen los 1.600 euros anuales.

Las deducciones más importantes
A la hora de cumplimentar la declaración de la renta es muy importante conocer todas las desgravaciones a las que puede acogerse el contribuyente, y de las que puede depender en gran medida que el resultado final se decante a su favor.

Así, uno de los motivos de deducción más notable es la relativa a la compra de una vivienda habitual, cuyo ahorro medio se sitúa en torno a los 816 euros. En este sentido, cabe destacar que esta desgravación se ha eliminado para 2011 (que declararemos en junio del próximo año) a quienes hayan comprado una casa y dispongan de unos ingresos superiores a los 24.107 euros anuales, mientras que quienes reciban menos de 17.707 euros podrán continuar beneficiándose de ella y quienes tengan unos ingresos situados en el intervalo entre esos dos importes gozarán de menos deducciones que con la normativa anterior.

Otra de las formas más populares de restar en la declaración de la renta es la aportación a planes de pensiones, que un año más mantienen una deducción que oscila entre el 30% del rendimiento del trabajo y actividades económicas para menores de 50 años y el 50% para quienes superen esta edad, con unos límites de 10.000 y 12.500 euros, respectivamente. De este modo, los planes de pensiones permiten un ahorro medio de 384 euros, que puede oscilar entre los 200 y los 3.500 euros dependiendo de las características de cada contribuyente.

También se puede reducir la factura fiscal en caso de haber realizado una ampliación de la vivienda durante 2010, como el cerramiento de una terraza, un balcón o un patio interior, con un límite deducible de 9.015 euros anuales, siempre y cuando cumplan las condiciones de inversión en vivienda habitual.

Además, desde abril del pasado año se comenzó a aplicar una nueva deducción del 10% por obras de reforma y mejora de la vivienda habitual o en el edificio donde está situada, que se puede aprovechar con ciertas condiciones para:

- Mejoras en el aislamiento de ventanas, paredes o cubiertas.
- Colocación de mecanismos de ahorro de agua o sustitución de las instalaciones de electricidad, agua, gas u otros suministros.
- Instalación o adaptación de ascensores, rampas de acceso o elementos de información que permitan la orientación en el uso de escaleras y ascensores.
- Obras de adaptación de las viviendas a las necesidades de personas con discapacidad o mayores de 65 años.
- Obras de instalación de infraestructuras que permitan el acceso a Internet y a servicios de televisión digital en la vivienda.

La declaración de la renta, un trámite necesario
Otros trucos para desgravar
Probablemente, estas medidas sean las más populares entre los contribuyentes, aunque pueden complementarse con otra serie de desgravaciones menos conocidas, pero también muy eficaces para aligerar la declaración de Hacienda.

Es el caso, por ejemplo, de los aficionados a la Bolsa que materializasen las pérdidas generadas por fondos de inversión, acciones o derivados financieros; estas minusvalías pueden servir para compensar las ganancias obtenidas en otras operaciones bursátiles, sin que importe el periodo de generación de las mismas.

También existen otros métodos para incrementar las desgravaciones aplicables, como los donativos a ONG, las aportaciones a partidos políticos o el pago de cuotas a sindicatos. Concretamente, estas actividades pueden reducir entre 110 y 629 euros la declaración de la renta, con un ahorro medio de unos 218 euros.

Errores más frecuentes
Tan importante como conocer los recursos que tenemos a nuestro alcance para reducir nuestra factura fiscal es prestar la máxima atención a los datos que aportemos a Hacienda para evitar posibles errores. En este sentido, y durante la fase inicial de la campaña, hace falta ser muy consciente de que los borradores son sólo un documento provisional y, como tal, deben ser revisados concienzudamente, pues pueden contener inexactitudes.

En términos generales, los errores y omisiones suelen afectar a más de la mitad de los borradores remitidos, lo que en muchos casos provoca perjuicios a los contribuyentes, ya sea por un mayor pago o por una menor devolución.

Entre los fallos más comunes, se encuentran los relacionados con las cuotas sindicales, así como los gastos por defensa jurídica del trabajador o pensionista. Junto a estos, destacan los errores en las referencias catastrales de inmuebles y garajes vinculados a vivienda habitual.

Otros acontecimientos que deben constar en la declaración incluyen el fallecimiento de uno de los cónyuges y los matrimonios o separaciones producidos recientemente; unos datos muy personales que difícilmente Hacienda puede actualizar en la campaña en curso y que, sin duda, pueden dar lugar a errores importantes a la hora de confeccionar el borrador.

Siempre al día
Este año se han introducido algunos cambios. Quizás la novedad más significativa en esta ocasión sea la eliminación de la deducción de 400 euros de forma generalizada, que se mantiene únicamente para las rentas inferiores a los 8.000 euros y se reduce de forma proporcional para las rentas entre los 8.000 y 12.000 euros.

Asimismo, se han modificado los tipos de gravamen de la renta del ahorro, que se sitúan en el 19% para los primeros 6.000 euros de rendimientos de capital mobiliario y ganancias patrimoniales, y ascienden al 21% a partir de dicha cantidad.

Otro de los cambios es de gestión, ya que desde este ejercicio se puede solicitar el borrador de la declaración a través de Internet introduciendo el NIF y el importe de una casilla de la declaración del año anterior lo que, sin duda, ya está agilizando los trámites y las devoluciones.

Por último, en caso de que surja cualquier duda, conviene acudir a las oficinas de la Agencia Tributaria, que están siempre a disposición de los contribuyentes.

 
José María Mollinedo
Secretario General de Gestha

Nota




1.Publicado por maria el 28/01/2014 08:52
Buenos días : Mi hermano tiene una discapacidad del 68% y luego tiene la pensión de orfandad. En total cobra 900 e ¿ tiene que hacer declaración de la renta ? ¿ tiene que pagar sus medicinas ?.Un saludo

2.Publicado por Luis Fernández Turbica el 21/02/2014 19:07
He recibido el informe de la declaración de hacienda para mi pensión, pero como están pintando en mi casa lo he tirado con otros papeles, ¿podrían facilitarme una copìa?

Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





rollover css e imágenes

Escuchar último programa