Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Miércoles, 27 de Junio 2018


Hungría, de goleadora de los mundiales a desaparecida



Si hablamos de fútbol sabemos ante todo que se trata de un deporte de equipo en el que las actuaciones individuales no son tan influyentes y decisivas como en otras disciplinas. Pero también sabemos que es un deporte que no siempre premia el mérito o la justica al momento de la verdad, ya que son muchos los campeones o los equipos que se han quedado sin el galardón buscado.
 
Es el caso de la selección de Hungría, que en los años 50 fue probablemente la potencia más grande del fútbol mundial pero se quedó sin la victoria de un título mundial. Muchos recordarán, de hecho, la gran actuación del equipo húngaro en el mundial de 1954 que se jugó en Alemania.

En aquella ocasión, los hombres liderados por el delantero Sandor Kocsis dieron muestra no solamente de un enorme talento, sino también de una habilidad goleadora sin iguales. Nadie olvidará el partido contra Alemania en fase de grupos, cuando los húngaros se impusieron por ocho a tres protagonizando un partido fantástico en el que Kocsis se lució marcando tres goles.

En aquel mismo torneo, sin embargo, el partido con más goles había sido el que se jugó entre Austria y Suiza, que terminó siete a cinco para los austriacos y sigue siendo el partido con más goles de la historia de los mundiales.
 
Sin embargo, ya que el fútbol es cruel, Hungría terminaría perdiendo aquel Mundial en la final de Berna y contra Alemania, que se clasificó como segunda de grupo y supo remontar un dos a cero hasta ganar tres a dos en la sorpresa general.

Aquel extraordinario equipo húngaro, en el que militaban los principales fenómenos futbolísticos del momento, se quedó a poco de la gloria eterna y acabaría desapareciendo después de aquella derrota tan dolorosa e inesperada.

A partir de aquel momento la selección húngara conoció una época oscura y vacía en la que no repitió ni la mitad de los logros conseguidos en el Mundial de Suiza, también debido a las difíciles condiciones de vida bajo el régimen comunista y la diáspora de sus mejores talentos al extranjero.
 
El declive de la gran potencia del fútbol de los 50, patria de futbolistas como Puskas y Kubala, que harían historia en el Real Madrid y en el FC Barcelona, fue total y a partir de aquel momento Hungría no volvió a ser protagonista en ninguna competición. Eso sí, la expedición del mundial de España 1982 fue protagonista de un partido especial, la victoria por diez a uno contra El Salvador en el estadio de Elche durante  un encuentro de la fase de grupos.

Esta victoria pasó a la historia como la más abultada de todos los mundiales, ya que nadie nunca consiguió ganar por nueve goles de diferencia ni tan siquiera pudo anotar diez. Lo que pasó es que Hungría se lució en el marcador y poco más, para después volver a desaparecer del planeta fútbol.

Nota



Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





Lo más visto

rollover css e imágenes

Escuchar último programa