Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Miércoles, 4 de Febrero 2015


Entrena tu inteligencia emocional y sé más feliz



La Inteligencia Emocional (IE) es un conjunto de habilidades psicológicas que ayudan a comprender y manejar los sentimientos. Entrenar la IE permite que nos conozcamos mejor a nosotros mismos y enseña a gestionar los sentimientos, porque da las pautas necesarias para enfrentarnos a los cambios, a mejorar nuestra autoestima, a superar frustraciones… Pero también favorece la interacción con los demás y enriquece los vínculos con la familia, la pareja o los amigos. Todo ello, mejora la calidad de vida, conduce a la satisfacción personal y, por consiguiente, a ser más felices.

Hasta los años 70 sólo se hablaba de una única inteligencia que se extraía de unos test que medían el Cociente Intelectual (CI), mediante capacidades como memoria, percepción espacial, capacidad numérica, lingüística, analítica, etc. Pero en los años 70, se descubrió que no había ninguna relación entre el CI y una vida exitosa y feliz. 
 
“La inteligencia, tal y cómo la entendíamos, sólo era responsable del 23 % del éxito. El 77 % restante dependía de otras capacidades con un denominador común: las emociones”, asegura la psicóloga María Clemente. Entonces, se acuñó el término de Inteligencia Emocional (IE) para englobar el buen manejo de las siguientes emociones: optimismo, autoestima, tolerancia a los errores, persistencia y disciplina en la consecución de objetivos, automotivación, autoconocimiento y manejo de las propias emociones, resiliencia (capacidad de recuperarse frente a la adversidad), mindfulness (tener conciencia de lo que pasa a nuestro alrededor), empatía y habilidades sociales.  Estas emociones se pueden dividir en dos bloques: personales y sociales.

Empatía y habilidades sociales
Ambas son dos capacidades muy presentes en nuestro día a día que, además de formar parte de la IE, nos ayudan a relacionarnos con nuestro entorno.

La empatía es la capacidad para ponernos en la piel de otra persona y pensar y sentir su vida interior como si fuera la propia. “No es -aclara María Clemente- pensar cómo nos sentiríamos nosotros en su situación, porque puede que no nos afecten las mismas cosas, ni de la misma manera. Para ser empáticos debemos escuchar desde el respeto y abandonar nuestra edad, opiniones y cultura, con el fin de recorrer el camino hasta el otro para ver el mundo a través de su personalidad y recursos”. 


Por Sonia García


Nota








rollover css e imágenes

Escuchar último programa