Mayores activos - SALUD, NUTRICIÓN, ECONOMÍA Y OCIO
Sendasenior.com Sendasenior.com

Síguenos en:
Mayores activos - SALUD, OCIO, DEPENDENCIA y UNIVERSIDADES



Jueves, 11 de Noviembre 2010


Consumo responsable por un mundo más justo


El concepto de consumo responsable atiende a criterios de sostenibilidad ambiental y social o, lo que es lo mismo, a un modelo de consumo más ecológico –regla de las tres “erres”: reducir, reutilizar y reciclar– y más solidario con los países pobres. Por tanto, es mucho más que una alternativa en la cesta de la compra, ya que con nuestros actos y hábitos a la hora de consumir podemos influir en la marcha de la economía y del planeta de una manera directa. En este contexto, los grandes protagonistas de este cambio somos los ciudadanos. ¿Cómo? Aquí van algunos consejos encaminados a ajustar nuestras compras a las necesidades reales.


Consumo responsable por un mundo más justo
Aproximadamente el 70 por ciento de la superficie terrestre está ocupada por agua, pero solamente el 2,5 por ciento es apta para el consumo humano, por eso, el uso eficiente de este recurso es fundamental. El Canal de Isabel II le propone nueve recomendaciones para utilizar cada gota correctamente: cierre el grifo mientras se cepilla los dientes, llene siempre el lavavajillas, vigile que los grifos no gotean, dúchese en lugar de bañarse, no use el inodoro como cubo de basura, no deje el grifo abierto hasta que se enfríe el agua, utilice cisternas de doble carga, destine el agua sobrante de las comidas para regar las plantas y cierre levemente la llave de paso de la vivienda.
Alimentación

Opte por alimentos que provengan de la agricultura y la ganadería ecológica. Estos, además de ser más sanos, al no utilizar en su producción fertilizantes y pesticidas químicos, fomentan el desarrollo rural sostenible. Así mismo, los productos ecológicos no llevan aditivos, conservantes ni potenciadores de sabor (fíjese bien en la etiqueta, porque debe contener un sello que lo certifique). Consuma también alimentos frescos y naturales de temporada o productos procedentes del comercio justo. Con ello, reduciremos la energía (y sus correspondientes emisiones de CO2) que se necesita para transportarlos y evitaremos el coste extra que se paga al comprar alimentos más escasos o que vienen de otros países.

Energía
La optimización del uso de la energía en el hogar puede reducir, y mucho, su factura a fin de mes y, por ende, las emisiones de dióxido de carbono. Para ello, es necesario que siga una serie de consejos muy útiles en cuanto a la calefacción, aislamiento, electrodomésticos e iluminación de su vivienda. Por ejemplo, instale un termostato en la calefacción y regúlelo a 20 grados en invierno, por cada grado adicional gastará aproximadamente un 5 por ciento más de energía; elija doble acristalamiento en vez de doble ventana (eche un vistazo a la web www.cambialasventanas.com acerca del Plan Renove de la Comunidad de Madrid); use electrodomésticos de clase A y apague aquellos que tienen un piloto encendido cuando están en reposo y sustituya las bombillas normales por otras de bajo consumo.

Residuos
El lema es "reduce, reutiliza y recicla". Si sigue estas tres pautas evitará la generación de residuos innecesarios. Para ello, debe adoptar unos hábitos de compra prácticos como no usar bolsas de plástico, adquirir envases reutilizables, embotellado en plástico PET frente al PVC, etc. Una vez usados opte por el reciclaje a través de los sistemas de recogida selectiva, también llamados puntos limpios, que diferencian entre: vidrio, envases ligeros, latas, papel y cartón, pilas, aceites domésticos, cartuchos de tinta y tóner, fluorescentes, medicamentos, radiografías...

Ropa
Se habla de moda sostenible cuando en su confección y ciclo de existencia se han tenido en cuenta las materias primas, fabricación, manufactura, terminado, transporte, venta y usos. En este sentido, hay que saber que las fibras sintéticas (nailon, perlé, licra) se consiguen de derivados del petróleo y su elaboración genera una importante contaminación atmosférica. Como alternativa, se abre paso la llamada "ecomoda", con prendas de vestir orgánicas producidas en su mayor parte con algodón ecológico, lo que asegura que, durante todo su proceso (cultivo y recolección), no se ha utilizado ningún tipo de producto químico o sintético.

Transporte
Para trayectos cortos, lo más saludable es desplazarse a pie o en bici. Si son largos, el transporte público es mejor opción que el privado para el medio ambiente. Aún así, si no le queda más remedio que utilizar el coche, puede aprender a conducir de una manera más eficiente. Recuerde que, a más velocidad, mayor consumo de combustible y contaminación. El RACC Automóvil Club junto con el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) ofrece cursos de conducción económica, que permite a los conductores conseguir ahorros de combustible de entre el 15 y el 20 por ciento.

Nota




1.Publicado por Gonzalo el 18/04/2011 11:23
Gracias por el artículo. Una guía sencilla para situarse. Navegando, casualmente me encontré con un partido que en su propuesta municipal para este mayo, sitúa el consumo responsable entre sus ejes. Es la primera vez que lo veo. Adjunto link como recomendación http://www.porunmundomasjusto.com
Una grata sorpresa

Nuevo comentario:

Sendasenior.com no se hace responsable de las opiniones y comentarios de sus lectores.





rollover css e imágenes

Escuchar último programa